jueves, 11 de abril de 2013

IGLESIA DE VILLARCÁZAR DE SIRGA (2) LOS SEPULCROS


En la iglesia de Villarcázar de Sirga (de la que ya hemos hablado aquí) encontramos un verdadero museo de escultura gótica que veremos en dos partes.
Ésta primera entrada se va a dedicar a dos espectaculares sepulcros, los de el  Infante D. Felipe, hijo de Fernando III el Santo y hermano de Alfonso X, muerto en 1274, y a su segunda esposa, D. Leonor Ruiz de Castro.

Al parecer fueron mecenados por su esposa y pertenecen al siglo XIII cuando, como ya hemos visto en otra ocasión, el individualismo de la nueva época medieval rompe con las fórmulas tradicionales para dar paso al retrato fúnebre que se sitúan (de cuerpo completo) sobre sus tapas, remarcando su posición social a través de los escudos repetidos



 El caballo del infante recorre sin jinete el cortejo
Plañideras
.
Como opina Yarza, de la tradicional competición por las reliquias, monasterios y catedrales comienzan a "coleccionar" como una forma de prestigio sepulcros de personajes con especial significación política.
Evidentemente, Villarcázar de Sirga recalca con estos sepulcros las especial vinculación con la monarquía (como analizamos en otro sitio, la Virgen de la iglesia fue especialmente importante para Alfonso X, a la que dedicó sus famosas Cantigas a Santa María la Blanca).

En el aspecto estético los sepulcros forman parte de un conjunto más amplio que se desarrolló en torno a Carrión firmados por Nuño Díaz de Castañeda y cuya influencia llegaría al mismo Silos, con el cenotafio de Santo Domingo.

Aún con numerosos restos de policromía, sus laterales, bajo arcos trebolados, nos dan una vívida imagen de las costumbres funerarias de la Edad Media, con sus cortejos, plañideras, categorías, sociales...

Su carácter, narrativo y atento a lo anecdótico, le alejan completamente del románico, con interesante agrupaciones de figuras que se interrrelacionan y no narran, como un cómic, las pompas mortuorias.



























.

No hay comentarios:

Publicar un comentario