domingo, 27 de mayo de 2012

RENACIMIENTO VS BARROCO. De la recta a la curva


El Renacimiento busca edificios comprensibles de un sólo golpe de vista, basándose en la geometría. Por ello gustan de las plantas básicas (cuadrado, círculo...) y la línea recta como forma por excelencia.
Se trata de crear objetos perfectos que casi se puedan reproducir en la mente del espectador.


Por el contrario, el Barroco intenta aproximarse al espectador (y confundirse con él). Ya no es un objeto autónomo, se integra en la ciudad y el espacio creando zonas cóncavas y convexas. Como tantas veces se dice, el edificio es un gran escenario teatral y no ya una pieza autosuficiente.
Por ello la curva y la contracurva son constante, creando movimiento, sorpresa y fuertes claroscuros (gracias a la articulación de los elementos)

No hay comentarios:

Publicar un comentario