miércoles, 31 de agosto de 2016

EL ARTE SICULO NORMANDO. CARACTERÍSTICAS GENERALES


Pantocrator de Cefalú

Ya explicábamos en otro artículo la evolución histórica que trajo a los normandos (antiguo vikingos) hasta la isla de Sicilia y el panorama multicultural que se encontraron (y luego fomentaron)

Basílica de Cefalú

La familia Altavilla (desde Rugero I hasta Glugiermo II) supo unir su tradición a las nuevas realidades étnicas y culturales para crear toda una política de la imagen verdaderamente fascinante en donde se unió su herencia norteña (y sus avances góticos ya en fecha temprana) con las culturas islámicas y cristianas (tanto latinas como orientales, ya que existía un fuerte contingente de población de rito ortodoxo al que más tarde se añadirían artistas bizantinos traídos exprofeso desde el Bizancio Conmeno).
La Zisa

Se hacía así visible la multiculturalidad isleña pero siempre bajo el poder de los nuevos monarcas que, aprovechando sus particularidades, lograban zafarse del control al que quería someterlos el Papado.
Mosaico de Monreale y la exaltación del poder

El propio estilo, más que una evolución interna, produce distintas formas de interpretar el arte y la arquitectura según sean sus promotores o funcionalidades.
Así, podemos encontrar, distintas tipologías.
Modelos mucho más bizantinos (en la arquitectura) con mezcla islámica y sin mosaicos en la costa oriental, como en San Pedro y San Pablo en Forza d´Agró.
San Pedro y San Pablo en Forza d´Agró
.
Derivados de los anteriores pero más elaborados en sus detalles en las fundaciones de los grandes magnates del reino, como San Juan de los Eremitas o la Martorana.

San Juan de los Eremitas. Palermo

La Martorana. Palermo

Modelos directamente inspirado en el mundo islámico (con fuertes influencias fatimíes y anteriores) en los pabellones reales de descanso cuyo ejemplo más destacado será la Zisa.
La Zisa

Modelos basilicales sobre cruz latina para las grandes iglesias aúlicas (Duomo, Monreale, Cefalú), con una gran importancia de los mosaicos al modo bizantino y escasas pinceladas musulmanas.

Monreale

Y un modo inclasificable, acaso el más mestizo de todos en la Capilla Palatina de Palermo.



EL ARTE SÍCULO NORMANDO. ÍNDICES


.
.
SAN PEDRO Y SAN PABLO EN FORZA DE AGRO
.
LA ZISA
.
LA CAPILLA PALATINA DE PALERMO
.
SAN JUAN DE LOS EREMITAS
.
LAS BASÍLICAS DE MONREALE Y CEFALÚ
.

martes, 30 de agosto de 2016

LA MÁSCARA DE AGAMENÓN



























Cuando Schliemann (el gran descubridor de las civilizaciones cretomicénicas) encontró esta máscara funeraria le traicionaron todas sus lecturas y rápidamente la bautizó como la de Agamenón (hijo de Atreo).
Sin embargo, las investigaciones anteriores la han adjudicado más de trescientos años de antigüedad (en torno a 1.500 a C). Civilización Micénica


Se realizó mediante la técnica del repujado sobre madera (trabajo en negativo, por detrás, profundizando en lo que luego serán los relieves prominentes), con una estética que busca la simplificación geométrica (véanse los ojos o las orejas, que recuerdan las volutas jónicas) aunque, comparándola con otras encontradas en el mismo Círculo A de tumbas, es la más realista y sofisticada

lunes, 29 de agosto de 2016

EL TESORO DE LOS SIFNIOS. DELFOS


Como ya hablábamos acerca del Tesoro de los atenienses, conocemos con este nombre pequeños templos votivos, normalmente in antis, en donde se guardaban las ofredas de una polis.
En este caso era Sifnios, pequeña isla de la Cícladas, enormemente rica por sus minas de oro.




En este caso se trataba de un templo jónico con dos cariátides, de la que conservamos un trozo de su cabeza.


Cabeza de Cariátide


El friso y el frontón también se encuentran esculpidos, aunque por distintos autores.





Frontón con Zeus como juez de la lucha entre Apolo y el héroe Heracles por el trípode de Delfos.


 El frontón (Bianchi Bandinelli) pertenecería a un escultor menos dotado y más cercano al círculo de Naxos, con figuras escasamente relacionadas.
.

En el friso, la Guerra de Troya

.


Gigantomaquia

Por el contrario, los frisos dedicados a la Gigantomaquia y Concilio de Dioses "se desencadena con una coherencia y un dramatismo increibles (...) El fresco de batalla de desarrollada en potentes ondas y en un impulso unitario de izquierda a derecha - ésta es, por lo general, para los antiguos, la dirección de la victoria, acaso porque permite un mayor despliegue del atacante victorioso contra e que viene por la derecha y se esconde tras su escudo" (Bianchi Bandinelli)

El conjunto, que se puede fechar en el 525 a C, corresponde así a dos momentos (más artísticos que cronológicos), el arcaísmo y un fuerte avance hacia posturas ya muy cercanas al periodo severo


















Concilio de Dioses, un verdadero precedente de los frisos del Partenón, un siglo posterior


Imágenes: J. A. Castrejón


lunes, 22 de agosto de 2016

Ánima Mundi 5

Platón miró su nuevo mundo y quedó horrorizado.
Las sombras, tal y como aseguraron unos viajeros impresionistas, no eran por completo negras sino del color complementario de la primera realidad.
Desde entonces, las ideas fueron cada vez pareciéndose más a las cosas que nombraban, hasta que terminaron por confundirse
Y sí nos va desde entonces

Vicente Camarasa Domínguez

lunes, 15 de agosto de 2016

ÁNIMA MUNDI

Verdades religiosas: promesa supuestamente escritas por la divinidad que no es necesario que se cumplan porque su verdadera misión es la de crear certezas, sólidos, amarres en donde uno pueda engañarse creyéndose a salvo de este mundo que más de líquido amenaza con volverse gaseoso

Vicente Camarasa Domínguez